VERON11

VERON11

LA TRIBUNA

jueves, 18 de febrero de 2016

Estudiantes no es un equipo: Estudiantes es una empresa de transporte.


Walter Vargas


Bien que lo decía mi muy admirado filósofo alemán, cuyo nombre no viene al caso: lo que mata no es la duda, lo que mata es la certeza.
La certeza de un Estudiantes de La Plata mediopelo con varios flamantes refuerzos que vaya uno a saber qué les han visto.
La certeza (subrayada hoy por tercera vez) de que se ganará o perderá cuando toque, o se empatará, como es el caso, contra un equipo de plantel diezmado que jugó 75 minutos diez contra once.
Estudiantes no es un equipo: Estudiantes es una empresa de transporte.
Se pasan la pelotita de acá para allá, con poca gracia y cero malicia, sin delanteros capaces de ganar en el uno contra uno ni mediocampistas que cambien de ritmo y/o pisen el área, que tal parece la intuyen electrificada.
Pensar que repudiaban a Milito. Al lado de este Estudiantes, el de Milito tenía la intensidad de Holanda del 74.
Los mejores, por lejos, pero lejos, un pibe de 18 años (Ascacíbar) y un veterano de 37 (Desábato), más algunos interesantes chispazos del debutante Facundo Quintana.
Los demás jugaron entre 3 y 5 puntos, aunque vaya en el casillero de los descargos que Sappa debutó, que Umeres entró en pleno incendio y que a Marchioni lo condenaron los cambios y pasó a jugar en un rol, el de lateral, que no es el suyo.
Augusto Solari: paciencia, algún día terminará una jugada.
Auzqui: si un DT lo pone de 9, el problema no es de Auzqui: es del DT.
Cavallaro: entró a jugar el partido ideal. Ante un rival terrenal y en inferioridad numérica. ¿Qué hizo? Se sacó de encima el compromiso y la fobia escénica con pases de cinco metros. ¿Tiene la culpa Cavallaro? Jamás. Averiguar en la oficina de quienes fueron a buscarlo.
Algo parecido pasa con Barbona, pero con una salvedad: hay hinchas de Estudiantes que siguen esperando que, dicen, "explote". A ellos les recomiendo que se infiltren en la cocina del comedor del Country y coloquen dos o tres petardos en el plato de Barbona. Explosión asegurada.
Que pasen una buena noche, cofradía feisbukeana.


Fuente: facebook

No hay comentarios: